Últimas reseñas.

Titulo de la entrada Titulo de la entrada Titulo de la entrada Titulo de la entrada Titulo de la entrada

03 julio 2013

Intercambio de palabras. Alba.

¡Hola! Hace poco me apunté a una iniciativa muy buena de : http://www.hagamos-un-nosotros.blogspot.com/  que se llama "Intercambio de palabras" y consiste en intercambiar una entrada con algún blog. ¿Cómo? Ella publica una entrada mía en su blog, y yo hago lo mismo. En su caso, voy a publicar un maravilloso relato suyo.




La distancia no es el olvido’

Esta vez no se despertó por la alarma que la atormentaba de lunes a viernes. El sol juguetón se colaba por las rendijas de la persiana.
Maria abrió los ojos tímidamente mientras se hacía la remolona en la cama. Con el dedo le dio suavemente a un botón de su equipo de música y empezó a sonar Cero de Dani Martín.
Se levantó de la cama y vio en su cama el libro con el que se durmió ayer. Esa historia de amor le encantaba, ya era la tercera vez que se leía el libro y le encantaba volver a sentir esos sentimientos.



Cogió el libro con cuidado y lo dejó sobre su escritorio, junto a esa caja dónde guardaba las cartas de su amado. Le echaba muchísimo de menos.

Hizo la cama lo más rápidamente posible y abrió su enorme armario. Realmente, Maria vivía como una princesa. Cogió unas mallas de color granate y una camisa. De su joyero sacó unos accesorios preciosos, que estilizaban muchísimo el look.

Se arregló el pelo y se puso un gorrito muy cuco. Bajó tarareando una canción por las escaleras y se dio cuenta que estaba sola. ''Seguramente mamá ya habrá salido a trabajar'' pensó Maria.
¿De qué le servía tener toda la ropa, maquillaje y zapatos que quisiera si luego estaba todo el día sola? Su madre pasaba el tiempo en el trabajo, y su padre... En realidad, Maria nunca había conocido a su padre.


Entró en la cocina con una sonrisa y se preparó un rico desayuno. Hoy iba a ser un gran día para ella, y lo sabía.


Hacía más de tres meses que no veía a Daniel, su chico. Ella vivía en Madrid, y él en Rumanía, a más de mil kilómetros de distancia. A pesar de ello, nunca decidieron dejarlo, su amor era más fuerte que unos simples números, que una simple distancia. 
Se llamaban a diario, hacían vídeo-llamadas, y lo que más le gustaba a Maria; se enviaban bonitas cartas cada vez que podían.
Se querían, y de verdad. 


Miró el reloj que había colgado en la pared de la cocina y se dio cuenta que en cualquier momento podría llegar.
Respiró hondo y el timbré sonó.
Daniel ya estaba aquí.

* * *
Me llamo Alba, y soy una amante de la lectura y de la escritura. Como me encanta escribir, hace ya más de seis meses me creé un blog para desahogarme. Actualmente puedes encontrar un poco de todo referido a la literatura. Hago reseñas de libros, concursos, sorteos, y por supuesto, relatos, escritos e historias. ¡Bienvenido a mi rincón! ¡Bienvenido a Libros Infinitos! www.hagamos-un-nosotros.blogspot.com




6 comentarios:

  1. Que relato mas cuqui!!! muy buena iniciativa, ahora me paso por el blog de Alba, un beso!! :3

    ResponderEliminar
  2. Bonito relato :) Ahora me paso por allí.

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado mucho el relato y en seguida me voy a visitar ese blog!
    saludos :D

    ResponderEliminar
  4. El relato es precioso,
    gracias por subir la entrada tan rápidamente ^^
    Besos, Amanda.
    P.D.:Tu reseña me encantó :3

    ResponderEliminar
  5. ^^ Me alegro que os guste

    Un beso,
    Alba

    ResponderEliminar
  6. Me encantó, está muy bonito <3. Es muy hermosa la sensación de encontrarse con alguien amado después de tanto tiempo...

    ResponderEliminar

Por favor respeta el blog, a la autora y a los lectores a la hora de expresar tu opinión. Gracias.